Segundo título de la Trilogía Destroyer tras Te amo, destrúyeme.


La historia de una relación condensada en flashes episódicos que, juntos, conforman el relato de dos personas que se conocen, se aman y acaban rompiendo, pues es así como la memoria nos devuelve los pasos con los que vamos recorriendo nuestras vidas.